A2022 Economía Articulo Mohanna Ucrania

A2022 Economía Articulo Mohanna Ucrania
Departamento de Relaciones Económicas Internacionales

Artículos

Las consecuencias energéticas de la Guerra en Ucrania

Lilia A. Mohanna

La invasión a Ucrania, iniciada por la Federación de Rusia el 24 de Febrero del 2022, generó rápidas respuestas desde Occidente en términos de sanciones económicas, tales como la prohibición de compras de combustibles fósiles a Rusia, el congelamiento de activos y reservas, la exclusión de entidades rusas del sistema SWIFT, la prohibición de vender a Rusia productos con tecnologías estratégicas, la prohibición de comprar oro, y el veto a vuelos procedentes de Rusia.

A pesar de afectar la economía rusa con las sanciones, Europa también vivió sus consecuencias. La repercusión más fuerte se vive en el ámbito energético, y más precisamente en la provisión de gas (FMI, 2022). Se detuvo la habilitación del gasoducto Nord Stream 2, pero Rusia limitó el fluido a través del Nord Stream 1. Además, cuenta con mercados alternativos como los de China e India.

Esto ha llevado a Europa a enfrentarse a problemas de escasez, racionamiento de energía y el cierre de industrias con altos niveles de consumo. Por ello, China y otros países han impulsado la producción de carbón, aunque el aumento de la producción se viene desarrollando desde antes de la guerra. (CNN, 2021)

Por otro lado, los altos precios del gas natural, que se utiliza -entre otras cosas-para producir fertilizantes, elevan los precios de los alimentos. Según datos de la FAO, Rusia es el primer exportador mundial de fertilizantes a base de nitrógeno, el segundo de fertilizantes a base de potasio, y el tercero de fertilizantes a base de fósforo. (CEPAL, 2022, pág. 17)

El aumento en el costo de los fertilizantes, podría provocar la reducción de su uso, generando menores rendimientos agrícolas y nuevas disminuciones en la disponibilidad de alimentos. Particularmente en América Latina,  el 88% de las importaciones de fertilizantes a base de nitratos y fosfatos , y el 74% de las compras de nitrato de amonio provienen de Rusia. (CEPAL, 2022)

La volatilidad del mercado petrolero

Al analizar el mercado del petróleo, debemos recordar que se trata de un mercado sumamente volátil, lo que se puede observar haciendo un pequeño repaso de su trayectoria desde los 70, cuando se dio por primera vez el fenómeno de la estanflación, mismo que se está produciendo en la actualidad. La Guerra de Yom Kippur de 1973 fue el disparador para que los países árabes productores de petróleo, limiten la oferta y produzcan una suba de precios sin precedentes.

Posteriormente, a mediados de los 80, ante la suba de la oferta saudí, el precio vuelve a caer fuertemente lo que contribuyó a debilitar a la URSS, gran productor de petróleo. Para seguir observando la volatilidad de este mercado, se puede mencionar otro evento geopolítico: la Guerra del Golfo, que vuelve a provocar una suba en el precio del petróleo, hasta su caída con la Crisis Asiática, que posteriormente repercutirá en la crisis de otros productores: Brasil y Rusia. (Brew, 2022)

Hasta el año 2008, año de la crisis hipotecaria, la demanda de petróleo fue en aumento, especialmente por parte de China, por lo que el precio se mantendrá por encima de 100 USD durante tres años, pues, la crisis también golpea este mercado, pero rápidamente se recupera y, recién en 2014, habrá una fuerte caída (de USD 140 a USD 50 el barril), lo que puede explicarse por el sistema de fracking en Estados Unidos, y por la disminución de la demanda china.  Esa energía “barata”fué perjudicial para productores y exportadores -como por ejemplo Venezuela-, y positivo para la reactivación económica de los países industrializados. En el 2018, hubo un repunte en los precios, que se debió, entre otras cosas, a las sanciones a Irán y a problemas socio políticos en Irak, Libia y Nigeria. Esos precios se mantendrán hasta la pandemia de COVID-19, cuando el consumo cae drásticamente, y el precio también, de USD 70 a USD 15 el barril.  (Brew, 2022)

La recuperación del 2021 incrementó una demanda que no pudo ser satisfecha en su totalidad, y la guerra de Ucrania llegó para exacerbar ese problema, generando una suba del precio, de USD 90 a USD 120 por barril de petróleo.

Ante situaciones de emergencia,  Estados Unidos suele recurrir a la liberación de sus Reservas Estratégicas, algo que no todos los países pueden procurar. Pero, al mismo tiempo, aparecen oportunidades para una transición a la energía renovable, en búsqueda de una profunda transformación en el sistema energético global.  (Bordoff & O’Sullivan, 2022).

En referencia a América Latina, la región ha sido deficitaria en hidrocarburos, con un déficit comercial del 0,3% al 0,4% del PIB entre 2017 y 2020. Si se excluye a los mayores productores de petróleo de la región, el déficit es mucho mayor: de un 3,9% en el período 2017-2019 y un 2,3% en 2020, según datos de la CEPAL. Países como Brasil, Colombia, y Ecuador tienen una balanza comercial de hidrocarburos positiva, ya que son productores de hidrocarburos y exportadores netos. Pero otros productores tienen una balanza comercial negativa, debido a una producción de refinados para el mercado interno altamente deficitaria. Es el caso de Argentina, México y Perú. (CEPAL, 2022).

Los problemas de abastecimiento energético no comienzan ni terminan con la guerra en Ucrania, los gobiernos deberán planificar cómo hacer frente a la alta volatilidad de estos mercados, al mismo tiempo de buscar alternativas saludables para el medio ambiente. Citando a Bordoff y O´Sullivan:

“Un legado de la guerra de Ucrania será un nuevo orden energético, que se originará en Europa pero se irradiará a los confines más lejanos de la economía global. Se definirá por los imperativos duales de la seguridad energética y la acción climática. Perseguirlos al mismo tiempo, sin permitir que uno comprometa al otro, requerirá aprovechar el poder de los mercados. Pero también requerirá un papel mucho más expansivo del gobierno para aprovechar, dar forma y dirigir esos mercados, corrigiendo las fallas que la crisis actual pone de relieve. Sin la intervención del gobierno, adaptada y restringida pero aun así aumentada, el mundo sufrirá un colapso en la seguridad energética o los peores efectos del cambio climático, o ambos”. (Bordoff & O’Sullivan, 2022)

Referencias bibliográficas

CEPAL. (2022). Repercusiones en América Latina y el Caribe de la guerra en Ucrania: ¿cómo enfrentar esta nueva crisis? CEPAL. CEPAL.

Brew, G. (Julio de 2022). A Shock-Proof Energy Economy. Taming Volatile Oil Markets Requires a New Kind of Government Intervention. Foreign Affairs.

Bordoff, J., & O’Sullivan, M. L. (2022). The New Energy Order. How Governments Will Transform Energy Markets. Foreign Affairs, 131-144.

FMI. (2022). La guerra en Ucrania repercute en todas las regiones del mundo.

CNN. (20 de Octubre de 2021). https://cnnespanol.cnn.com/2021/10/20/china-minas-produzcan-carbon-trax/. Obtenido de https://cnnespanol.cnn.com/2021/10/20/china-minas-produzcan-carbon-trax/

Artículos Relacionados